Contracción de la actividad empresarial en Eurozona apunta a recesión

Compartir

PRENSA LATINA

BRUSELAS.- El Índice de Gerentes de Compras (PMI) para la eurozona subió levemente a 47,8 en noviembre desde el mínimo de 23 meses de octubre de 47,3, pero continuó mostrando señales de contracción, informó hoy S&P Global.

En el dato ofrecido por la corporación de sondeos estadounidense, que se considera una buena guía de la salud económica de una región, cualquier cifra por debajo de 50 indica disminución, por lo que la actividad empresarial de la zona euro descendió por quinto mes consecutivo en noviembre pasado.

Según expertos, estos números sugieren que la economía está entrando en una leve recesión, pues los consumidores recortan el gasto ante una inflación aun muy marcada.

Para el economista Chris Williamson, de S&P Global Market Intelligence, la desaceleración todavía es modesta, pero la situación de la actividad económica apunta a una contracción del PIB de 0,2 por ciento en noviembre.

En ese contexto, las empresas redujeron la contratación y el índice de empleo pasó de 52,5 a 51,8, mientras el desempleo en la región descendió al 6,5 por ciento en octubre pasado. Por otra parte, el índice de precios de producción se situó en 62,3, el nivel más bajo de los últimos tres meses, lo que sugiere que las presiones inflacionistas podrían comenzar a controlarse.

Sin embargo, funcionarios del Banco Central Europeo no descartan otra subida de 50 puntos básicos en los tipos de interés durante la reunión sobre políticas financieras de diciembre, ya que la situación de los precios sigue presionando el comportamiento general de la economía.

mgt/att


Compartir