Documentos desclasificados sobre el asesinato de John F. Kennedy revelan las operaciones de la CIA en México

Compartir

RT

WASHINGTON.- Entre los documentos figuran registros de los viajes del asesino de Kennedy, Lee Harvey Oswald, a la Ciudad de México semanas antes del magnicidio.

Los Archivos Nacionales de EE.UU. desclasificaron este jueves miles de documentos secretos de la Agencia Central de Inteligencia (CIA, por sus siglas en inglés) relacionados al asesinato del expresidente John F. Kennedy en noviembre de 1963.

Cientos de ellos contienen registros de los viajes del asesino de Kennedy, Lee Harvey Oswald, a la Ciudad de México semanas antes del magnicidio, así como referencias a la colaboración secreta entre «elementos del Gobierno mexicano» con la inteligencia estadounidense.

Colaboración con México

De acuerdo con los documentos desclasificados, en un oficio con fecha del 15 de junio de 1978, durante el Gobierno del presidente mexicano José López Portillo, agentes estadounidenses mostraron preocupación por un informe que preparaba el Comité Selecto de la Cámara de Representantes de EE.UU. sobre Asesinatos, el cual contendría «información sensible». Su divulgación sería «muy perjudicial para nuestros intereses en México», advertían.

«Este informe no solo proporcionará evidencia de nuestra actividad de inteligencia unilateral en la Ciudad de México, actividades que son contrarias a las leyes mexicanas, sino que también contendrá pruebas de que elementos del Gobierno mexicano están involucrados en actividades que son ilegales bajo su propia Constitución», se lee en el cable.

«El mejor ejemplo de esto es su actividad de escuchas telefónicas», añade el agente de inteligencia Haviland Smith, que fue una figura clave en el espionaje contra la Unión Soviética durante la Guerra Fría. Advierte al entonces director de la CIA que si la información sobre México se hiciera pública, «el resultado sería desastroso».

Punto central para las operaciones de inteligencia soviéticas contra EE.UU.
La mayor preocupación de los agentes de la CIA sobre la revelación de estas actividades al Congreso se debía al hecho de que la capital mexicana era «el punto central para la Unión Soviética en cuanto a operaciones de inteligencia contra EE.UU.». El documento señala que existe «una larga y bien documentada historia de las actividades soviéticas» que pasaban por México hacia EE.UU. durante la Guerra Fría.

«La relación que tenemos con el Servicio de Seguridad Mexicano es un componente crítico de nuestra capacidad para protegernos de esta actividad de la inteligencia soviética», subraya el informe de Smith.

Elena Garro

Cabe destacar que entre los documentos figura una lista de personas en México de interés para la CIA que supuestamente estaban «vinculadas al asesinato de Kennedy». Entre ellas se cuentan la exsecretaria del Consulado de Cuba en México, Silvia Tirado de Durán, quien presuntamente fue amante de Oswald, la dramaturga y novelista Elena Garro y su hija, entre otras.

En un cable fechado el 17 de diciembre de 1965, se refiere que Garro, esposa del escritor Octavio Paz, dijo al funcionario Charles Thomas que había visto a Lee Harvey Oswald en una fiesta en casa de un familiar de la diplomática cubana.

Según el relato de Garro, Oswald estuvo acompañado por dos estadounidenses que se mantuvieron apartados del resto de invitados.

 


Compartir