Los evangélicos van el sábado a las calles a difundir valores cristianos contra la violencia

Compartir

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La comunidad evangélica dominicana anuncia que más de cinco mil iglesias se movilizarán en las calles y avenidas de gran parte del territorio nacional este sábado, para promover los valores cristianos y crear conciencia sobre los altos índices de violencia y criminalidad.

Esta jornada forma parte de la celebración del “Día de Evangelismo Global”, una actividad mundial que une, en una misma acción y espíritu, a las iglesias de 193 países, que por sexto año consecutivo, constituye la mayor y más grande movilización evangélica de toda la historia del cristianismo.

Se espera que unos 250 mil creyentes impacten la vida de más de dos millones de personas, con la repartición de literaturas cristianas y utilizando distintas expresiones artísticas como: pantomima, obras teatrales, presentaciones musicales, exhibición de pancartas y danzas con mensajes evangelísticos.

Los participantes estarán diseminados en diferentes intersecciones de afluencia del país y en barrios y residenciales. Además, realizarán acciones sociales como limpieza de calles, operativos médicos, recorte y lavado de cabellos, y distribución de alimentos.

El director de Enfocado en la Gran Comisión, reverendo Daniel Oscar, dijo que los evangelizadores visitaran plazas, hospitales, asilos de ancianos, colmados, centros de diversiones y lugares públicos diversos, para compartir el significado de haber aceptado a Cristo en su vida.

Oscar, exhortó a las iglesias participantes a preparar también pancartas de oración por un clima de paz, seguridad y bienestar en las calles y los hogares de la República Dominicana, tales como “Oramos por el Cese de los Feminicidios”, “Oramos por Mayor Seguridad” y “Oramos por la Paz y el Desarrollo de la República Dominicana”, porque la palabra de Dios dice: “y rogad a Dios por la paz de la ciudad; porque en su paz tendréis vosotros paz”. Jeremías 29:7.

El reverendo finalmente llamó a pastores, líderes y feligreses de la comunidad evangélica, a que asuman el mandato de la gran comisión y se integren a esta gran jornada evangelística, a fin de que la nación sea transformada y “llena del conocimiento de la gracia y la paz de Dios como las aguas cubren el mar”.


Compartir