La agresión continúa: Haití impide el paso de camiones y patanas dominicanas cargados de productos hacia su territorio por Dajabón

Compartir

Comerciantes y familias haitianas que compraron alimentos en territorio dominicanos fueron despojados de sus productos por la Policía haitiana e inspectores del Ayuntamiento de Juana Méndez, quienes lanzaron los comestibles al río Masacre, lo que provocó un choque con los afectados y comerciantes.

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El Gobierno de Haití acaba de hacer lo que el Gobierno dominicano no se atrevería nunca: impedir el paso hacia el territorio haitiano de patanas dominicanas cargadas con mercancías, y amenazar con despojar a los haitianos que crucen el río Masacre con productos comprados en la República Dominicana.

La agresión del Gobierno haitiano de Jovenel Moïses y de su país contra la República Dominicana «prosigue su agitado curso» sin ninguna reacción de las autoridades dominicanas, que permiten incluso que los haitianos continúe penetrando en masas hacia territorio dominicano «cuando mejor les parece», pese a la supuesta vigilancia de la «frontera», por el Ejército, lo que nadie le cree ahora al ministro de las Fuerzas Armadas Díaz Morfa.

Las autoridades haitianas impidieron el paso de los camiones y las patanas dominicanas hacia su país por el lado fronterizo de Dajabón, lo que provocó un estado de tensión, que indujo a una reunión del canciller dominicano, Roberto Álvarez, acusado de prohaitiano, y el jefe de Gabinete del Ministerio de Haití, Jean Claude Barthé­lemy.

Ambos funcionarios trataron sobre los límites fronterizos, que fueron fijados mediante un acuerdo en 1929.

Álvarez y Claude Barthé­lemy conversaron además sobre formas de impedir el contrabando de mercancías con la «frontera» y el cobro de impuestos en las aduanas.

Los ejecutivos dominicano y haitiano trataron además sobre el contrabando del carbón que producen los haitianos en territorio dominicano, en el cual esos ilegales siguen depredando los bosques sin que las autoridades dominicanas pongan fin e la vieja práctica.

Durante la reunión las partes dominicana y haitiana analizaron la crecida de los lagos Azuey y Enri­quillo, que han provocado la la penetración ilegal de poblados haitianos ha­cia la región suroeste de la República Dominicana, desde hace varios años.

Despojan haitianos de productos dominicanos

Comerciantes y familias haitianas que compraron alimentos en territorio dominicanos fueron despojados de sus productos por la Policía haitiana e inspectores del Ayuntamiento de Juana Méndez, quienes lanzaron los comestibles al río Masacre, lo que procovó un choque con los afectados y comerciantes.

Onery Aliba, portavoz de los comerciantes afectados por el despojo de los productos, alegó que cogieron dinero prestado para hacer sus comprar, las cuales fueron lanzadas al Masacre por la Policía y agentes del cabildo de Juana Méndez.

La crisis económica, política y social de Haití se ha agudizado, agravando la miseria de las familias pobres de Haití, y ahora las autoridades les impiden comprar sus alimentos en la parte dominicana de la isla.


Compartir