Otras crisis sanitarias podrían sumarse a la pandemia por Covid-19

Compartir

PRENSA LATINA

WASHINGTON.- La Organización Panamericana de la Salud (OPS) alertó hoy que otras crisis sanitarias podrían sumarse en poco tiempo a la actual provocada por la pandemia de la Covid-19.

Se han interrumpido servicios de salud esenciales en la mayoría de los países y territorios de América Latina y el Caribe, lo cual representa una amenaza para la inmunización de los niños, la atención de las embarazadas y de las personas con enfermedades crónicas, lamentó la doctora Carissa Etienne, directora de este organismo regional.

Detalló que más de 300 mil niños, sobre todo en México y Brasil, no han recibido vacunas de rutina, lo cual los deja en una situación de vulnerabilidad a infecciones mortales que son prevenibles.

Añadió que la cobertura de la primera dosis de las vacunas contra el sarampión se redujo un 10 por ciento en ocho países de las Américas, incluyendo Venezuela, Panamá y Brasil, y cayó hasta un 20 por ciento en Surinam.

‘Si no revertimos estas tendencias, nos arriesgamos a una avalancha de problemas de salud peores’, advirtió.

En una encuesta reciente sobre los servicios de salud esenciales en la región, el 97 por ciento de los países y territorios participantes informaron sobre interrupciones.

Sin embargo, algunos sistemas de salud, incluidos los de Chile y Perú, adoptaron la telemedicina como alternativa a esta situación y otros desarrollaron programas de extensión comunitaria para que los pacientes pudieran recibir atención médica en sus casas.

La directora de la OPS aconsejó a los países contratar y capacitar a más personal, de manera que todos los trabajadores de salud dispongan de las herramientas y los recursos necesarios para prestar una atención segura.

Insistió también en que el personal sanitario debe ser justamente compensado por sus extraordinarios esfuerzos para garantizar el bienestar de todas las personas.

‘Sabemos que las consecuencias económicas de esta pandemia están obligando a los países a tomar decisiones difíciles sobre las prioridades de la inversión pública, pero no podemos permitirnos recortar recursos en salud’, agregó.

En su opinión, ‘invertir ahora en el primer nivel de atención es una opción inteligente para poder revertir las tendencias de forma más eficiente y equitativa que esperar al surgimiento de las crisis sanitarias’.

msm/rbp


Compartir