VÍDEOS/ «La esperamos cada día. Y la ganaremos»: Hezbolá advierte a Israel que no quiere una guerra, pero no la teme

Compartir

RT

MOSCÚ.-«Cualquier ataque aéreo contra el Líbano definitivamente tendrá una respuesta», asevera el jefe del movimiento, Sayyed Hassan Nasrallah.

El jefe del movimiento Hezbolá de Líbano, Sayyed Hassan Nasrallah, advirtió este sábado que, aunque el grupo no busca una guerra con Israel, está preparado para ganarla, en medio de un estallido de violencia en la frontera entre los dos países esta semana.

Israel realizó este jueves sus primeros ataques aéreos en suelo libanés en varios años, lo que provocó que Hezbolá disparara cohetes contra el país hebreo al día siguiente.

«Cualquier ataque aéreo contra el Líbano tendrá una respuesta»

En un discurso para conmemorar el final de la guerra de 2006 con Israel, Nasrallah advirtió que la respuesta del movimiento «estuvo vinculada a los ataques israelíes que ocurrieron en el sur del Líbano por primera vez en 15 años», los cuales calificó de un «avance peligroso».

«Queríamos decirle a nuestro enemigo israelí que cualquier ataque aéreo contra el Líbano definitivamente tendrá una respuesta, pero de una manera apropiada y proporcional», explicó.

Según el líder del movimiento, su mensaje es «tan claro como el día. Ustedes bombardearon áreas abiertas, así que nosotros bombardeamos áreas abiertas».

De hecho, Nasrallah sostiene que su grupo optó deliberadamente por disparar cohetes contra Israel durante el día para evitar «aterrorizar a los residentes israelíes», y que eligió las granjas de Sheba al ser «una zona militar sin civiles ni agricultores».

Sin embargo, el jefe de Hezbolá aseveró que si Tel Aviv continúa realizando ataques aéreos en el Líbano, el grupo puede ampliar su alcance de fuego, apuntando, por ejemplo, a «Galilea o partes del Golán libanés que Israel ha ocupado».

«Siempre decimos que no queremos la guerra. Pero no le tenemos miedo. Estamos preparados para ella y la esperamos cada día. Y la ganaremos, con la ayuda de Dios», recalcó Nasrallah.

Escalada de tensión

Los intercambios de fuego comenzaron este miércoles con un lanzamiento de cohetes contra Israel desde el Líbano, del que ningún grupo se atribuyó la responsabilidad. La ofensiva, de la que Hezbolá tampoco se ha pronunciado, provocó represalias de artillería israelí y ataques aéreos.

Por otra parte, Hezbolá sí reivindicó la autoría de los lanzamientos que ocurrieron este viernes. En un comunicado, el grupo afirma que la agresión fue su respuesta a los ataques aéreos realizados por Israel el jueves, que impactaron contra áreas abiertas de Al Jarmaq y Al Shawakir, en el sur del Líbano.

La ráfaga de cohetes del movimiento provocó otro bombardeo de represalia por parte de Tel Aviv, lo que llevó a las fuerzas de paz de la ONU a advertir de «una situación muy peligrosa». No obstante, Israel también aseguró luego que «no desea escalar a una guerra total».

Los militares israelíes responsabilizan al Gobierno libanés de todos las ofensivas que provienen de esa nación, mientras Beirut demanda que Tel Aviv se abstenga de ataques a su territorio.


Compartir