VÍDEOS/ Las advertencias por el ‘ciclón bomba’ amenazan a más de 200 millones de estadounidenses

Compartir

RT

WASHINGTON.- La tormenta invernal alcanzó su máxima intensidad este viernes, provocando una de las Navidades más frías de la historia, así como caos en los viajes con más de 6.000 vuelos cancelados o retrasados.

Buena parte de Estados Unidos se prepara para una «tormenta invernal histórica» bautizada como Elliot que provocará interrupciones generalizadas en grandes partes del país, comunicó este viernes el Servicio Meteorológico Nacional (NWS, por sus siglas en inglés).

Imagen

Según la entidad, «más de 200 millones de personas o, aproximadamente, el 60 % de la población estadounidense se encuentra bajo alguna forma de advertencia» relacionada con las inclemencias del tiempo. El «poderoso frente ártico» continuará ocasionando estragos en los estados del noreste del país con intensas nevadas, mientras que en la región noroeste se prevén lluvias heladas.

Imagen

El ciclón bomba, como ha sido catalogado por la prensa local, alcanzará su máxima intensidad este viernes, provocando una de las Navidades más frías de la historia, así como caos en los viajes con más de 6.000 vuelos cancelados o retrasados. La inclemencia meteorológica, caracterizada por la rápida caída de presión atmosférica muy rápida, se generó cerca de los Grandes Lagos.

Imagen

La tormenta ha provocado que, en gran parte del país, las temperaturas descendieran hasta los –10 ºC y los meteorólogos advierten que todavía lo peor está por venir. En las zonas afectadas, más de 458.000 hogares y negocios se quedaron sin electricidad en la mañana de esta jornada y se espera que los gélidos vientos se intensifiquen en las próximas horas, lo que podría provocar una situación potencialmente mortal para algunas personas.

Según datos del servicio de rastreo de apagones PowerOutage.us, las regiones de Atlántico Medio y Nueva Inglaterra son las más afectadas, con más de 429.000 y 394.000 domicilios sin electricidad, respectivamente.

En las carreteras, la poca visibilidad, las fuertes nevadas y la calzada cubierta de hielo ya ha provocado decenas de accidentes, con un saldo de al menos cinco muertos, reseña AP. Los problemas en el transporte afectan también a los trenes y los servicios de autobuses en varias rutas del noreste o del medio oeste del país.

Las autoridades locales instan a la población a permanecer en sus hogares y advierten que las bajas temperaturas combinadas con el viento gélido pueden causar hipotermia en cuestión de minutos si no se toman las debidas precauciones.

En su última actualización sobre el desarrollo de Elliot, el NWS advirtió que la tormenta seguirá generando ventiscas, más probablemente cerca de los Grandes Lagos, al tiempo que habrá vientos helados durante el fin de semana.

 


Compartir